El viñedo

En la actualidad, los viñedos de la Finca ocupan una extensión de 280 Ha donde crecen 500.000 cepas en total, de las que el Cencibel o Tempranillo representa el 80%. El 20% restante se destina a Cabernet Sauvignon, Merlot y Syrah como variedades de uva tinta, además de Chardonnay y Viura o Macabeo, como variedades de uva blanca.

Desde el inicio del proyecto se dio especial protagonismo a la variedad Tempranillo, por la idiosincrasia propia de este tipo de uva, su intenso carácter frutal y expresividad. Durante la ejecución de este cuidadoso trabajo, se protegieron las parcelas de Tempranillo viejo con las que contaba la propiedad.

Sin embargo, la inquietud constante de la familia por descubrir la potencialidad vitivinícola del Campo de Montiel, les impulsó a investigar y experimentar con las variedades más conocidas en todo el mundo: Cabernet Sauvignon, Merlot y Chardonnay a las que posteriormente se ha incorporado la variedad Syrah. Todas las cepas proceden de clones franceses de los mejores “terroirs” de Burdeos. Bodegas Real se abastece de un viñedo propio con una edad media de 20 años, dentro de las cuales destacan las cepas más viejas de variedades no autóctonas en La Mancha.

SECTORIZACIÓN

Finca Marisánchez tiene 800 hectáreas de terreno, de las cuales la parte situada en los márgenes del pantano está destinada al cultivo del cereal, mientras que el olivar y el viñedo se extienden en las zonas más áridas del interior de la finca. En la parte noreste de la plantación se localiza la mayor parte del monte bajo autóctono.

En el año 1984 se comienza con la investigación de suelos y zonificación para encontrar la mejor ubicación del viñedo dentro de la finca. Para ello se eligió la parte de ladera orientada hacia el este, cuya exposición solar y altura máxima de 700 metros la convertían en el lugar adecuado para las variedades tintas, buscando la zonas más frías para las variedades blancas Chardonnay y Macabeo.

Desde sus comienzos se dividió la plantación en cinco viñedos, cuyos nombres tradicionales aluden a la propia historia de la propiedad: El Jaque, Casa Pacico, La Jarilla de los Ladrones, el Cerro de las Colmenas y el Cerro del Cura. Cada uno de los vinos elaborados por Bodegas Real procede de una zona seleccionada dentro de estas cinco.

A partir del año 2000 se inicia el programa de segmentación zonal anual, con el que -a través de la conjunción de los parámetros edad del viñedo, topografía del terreno (orientación y exposición solar), tipo de suelo y climatología- se señalan las parcelas más adecuadas estableciendo un cuadro de rendimientos y calidades por zonas. De esta forma se garantiza la calidad en origen de cada uno de nuestros vinos, según procedencia y comportamiento climático anual.

TIPO DE SUELO

Dependiendo de la zonificación se distinguen tipos de suelo franco-arenoso o limoso-arcilloso, con cantos rodados de piedra metamórfica, pizarras y areniscas de tipo calcáreo. Hay una capa de entre el 15 y el 20% de arcillas y debajo arena, lo que le confiere un alto grado de permeabilidad.

CLIMA

El clima es continental extremo, caracterizado por unos inviernos muy fríos y unos veranos muy calurosos y secos, produciéndose a lo largo del año fuertes oscilaciones térmicas. La pluviometría media anual oscila entre los 350 y 400 ml/m2, siendo las estaciones más lluviosas el otoño y la primavera, siempre con mucha irregularidad.

TIPO DE CONDUCCIÓN

En aquellas parcelas que tienen cepas antiguas se preserva el sistema de conducción en vaso. Sin embargo, el 90% de la plantación que originalmente se plantó en vaso se ha ido transformando durante los años al sistema de espaldera, no sólo con el objeto de facilitar la labor de recolección sino también para facilitar determinadas técnicas de cultivo como la vendimia en verde, la poda en verde, el clareo y la aireación. Estas operaciones solo se realizan si son necesarias, buscando el equilibrio entre la exposición al sol de los racimos y la protección de las altas radiaciones.

SISTEMA DE RIEGO

Debido a la excesiva aridez del terreno durante la sequía estival, desde el principio se estableció en Finca Marisánchez un sistema de irrigación por goteo que se alimenta de dos balsas construidas en el interior de la finca y cuya agua procede de pozos cartesianos.

PRODUCCIÓN

Según el marco de plantación, Finca Marisánchez tiene un rendimiento medio de entre 2 a 3 Kg por cepa, excepto en parcelas explotadas para la venta en las que las producciones son más altas. Bodegas Real no elabora por el momento toda la producción propia debido a que se espera a que el viñedo tenga el vigor y fuerza suficientes tras enraizar durante más de 10 años. Sin embargo, estamos preparados para el crecimiento paulatino de la demanda en el futuro próximo.